sábado, 28 de marzo de 2009

Mi Condena.



Mi condena.

Triste es mi condena a la que he sido sometido por haber, supuestamente, mal hablado de tan déspota soberana, pero más temible es la condena que se ha dictado para ella, puesto que no ha hecho más que incrementar mi sed de venganza y lucha social.

Injuria no he proferido nunca, puesto que es bien sabido que Carolina I de Vulgaria, es nacida de la mismísima Duquesa de Meopongo y Villafuria, de quien ha heredado su explosivo carácter y malos modos, y que poco conserva de la sabiduría popular de su padre. Pero más allá de su negada y renegada sangre, siempre existirá en ella el yugo de haber ocultado y relegado a su segundo hijo por tantos años, que para cuando recordó que existía, ni una imagen en sus recuerdos tenía de él, después de todo, al ser segundo lejos estaba de heredar el trono ya reservado al príncipe Agustín, ¿pero era merecedor de aquel insensato castigo sólo por parecerse al padre?

Obnubilada por el poder, segada por la indiferencia, comprada por sus propias joyas, y devorada por los celos, descuidó a su familia, tanto o más, a como maltrató al pueblo. Incluso si no fuera que por peligro a una inminente revuelta social que proclamara la República, y de la cual fui precursor, el ostracismo del príncipe Aníbal Ambrosio continuaría.

Todo fue un enroque, yo terminé tras las rejas logrando la libertad de quien nunca tuvo culpa.

P.D. Se extiende la presente Patinada de Coco, a modo de talla interna, a petición de la interesada, para los fines que estime pertinente.

6 comentarios:

  1. Jeje tu carrera no te gusta!!?

    Es cierto, uno que se fue por las leyes le va un poco mal al no encajar en el estereotipo que eso implica te lo dice una pequeña estudiante de Ciencias juridicas, poeta de corazon, amante del rock and roll y que por pasar ocupada mucho tiempo esta dejando de lado a su amor, la guitarra, pero a pesar de eso amo mi carrera! XD



    Un abrazo!

    ResponderEliminar
  2. Soy la que no buscas: Mi carrera si me gusta, y si bien en algunas cosas no encajo en el estereotipo, eso no quiere decir que en el futuro sea un mal abogado.

    Daniel Alberto Silanes Puentes apuntaba a otra cosa.

    ResponderEliminar
  3. No caché una. Pero eso lo dejaste en claro al mencionar que era una "talla interna". De todos modos me pareció simpatico eso de Villafuria, y voladas.

    Saludos

    ResponderEliminar
  4. Magician's Nephew: Que bueno que te haya parecido simpático aunque nos e cachara ni una. Al menos así los lectores que no sean la destinataria principal no se aburrirán.

    Un abrazote,

    Daniel Alberto Silanes Puentes también se ríe de Villafuria.

    ResponderEliminar
  5. Tu condena ha sido sólo por ue tu lo haz querido o no recuerdas que llevas de 10 años siendo mi amante. Considerada he sido al no mandarte quemar en la hoguera luego de berrinches, taimaduras y demases.
    Carolina I Reina de Vulgaria, deja que los demás hagan el trabajo sucio, Por que con mi descendencia de VillaFuria y Meopongo he sido siempre Digna hasta las ultimas. a la altura de tan grande Alteza real.

    ResponderEliminar
  6. Carolina: Quizás no he sido condenado a la hoguera, peor pucha que he sido quemado, juajuajuajua.

    Daniel Alberto Silanes Puentes conoce a la Familia Real de Vulgaria.

    ResponderEliminar