sábado, 5 de agosto de 2006

La llamada del día. Una costumbre comercial.


La llamada del día.
Una costumbre comercial.


- Aló, Buenas tardes, ¿el señor Daniel Salinéz?

- Silanes, con él habla.

- Oh, disculpe, señor Silanes...mmm... buenas tardes don Daniel ¿cómo está ud.?

- Bien gracias, ¿con quién hablo?

- Yo soy Patricio Cagatudía y le llamo de Chantafónica (péguese acá la compañía de su preferencia)... Don Daniel en nuestras bases de datos figura que ud. hace llamadas de larga distancia nacional, y le informo que usted se ha ganado un descuento promocional para hacer llamadas a cualquier punto del país, a 0,003 pesos el segundo hasta el 31 de...

- Sabe, va a tener que cambiar su porquería de base de datos, porque yo hago solo una llamada de larga distancia al año, y es para el año nuevo, y solamente de 3 minutos, y con suerte más encima, porque es más fácil que me llamen de allá.

- ¿Entonces usted no hace llamadas de larga distancia?

- No, así que lo estafaron con su base de datos.


- Le informaré a la empresa, lo que pasa es que a nosotros nos dan las planillas con sus datos. Bueno, de todas maneras si usted hace llamadas a teléfonos móviles.

- Tengo bloqueado las llamadas a larga distancia y celular, y por si acaso tengo contratado el sistema Papá Contento y rara vez lo uso. Y todos acá tenemos celular antes de que me ofrezca, gracias.

- A bueno, disculpe don Daniel. ¿Y usted se conecta a internet habitualmente?

- Sí, pero tengo un plan de telefonía, tv-cable e internet paquetizado. Aunque ya deberían saberlo porque le he contestado lo mismo a todas las compañías, durante más de dos años seguidos.

- ¿Lo han llamado de otras compañías?

- Por favor...me llaman una vez al día, para preguntar lo mismo, y no es por nada, pero me han llamado de todas las compañías desde hace años.

- Don Daniel, no lo molesto más, disculpe las molestias. Hasta luego y que tenga buen día.

- Hasta luego.

TUUU... TUUU... TUUU...

Una vez al día tengo un llamado de ese tipo, a veces la palabras exactas cambian pero las preguntas y respuestas tienen un contenido similar si es que no igual. Esto viene ocurriendo desde hace años, pero sinceramente antiguamente era tolerable, ahora es francamente invasivo. La que está batiendo records en llamados es Telmex, porque al menos el 50% de los llamados semanales de ese corte provienen de esa compañía.

Lo que más me molesta es que dan por sentado que uno hace llamados de larga distancia, sólo porque una vez en mi vida llamé 20 minutos a Miami por un caso puntual. Desde ese día quedé condenado a recibir promociones semejantes. Prácticamente es imposible que no circulen esos datos y se comercialicen entre las diferentes compañías de comunicaciones, sobre todo si uno no tiene los papeles manchados en DICOM, SINACOFI, el Boletín Comercial o cualquiera otra mafia similar, sin embargo, esas mismas empresas de comunicaciones se podrían fijar un poquito más en los datos que están comprando porque lejos de lograr en mi un potencial cliente, lo que me generan es un fobia que me obliga a huir de las compañías más insistentes. Además, si indagaran un poco más se darían cuenta que mi teléfono con suerte paga el cargo fijo mensualmente.

Cada día las ofertas son más desesperadas e invasivas, incluso no ha faltado el vendedor desesperado que me llama después de las 10:00 pm.

Lamentablemente siento que tomar cualquier medida administrativa o judicial contra estos usos y abusos son todas ineficientes desde el punto de vista que mis datos deben ser vendidos y cedidos día a día, a diferentes instituciones como si fuese un virus. Sería una total pérdida de tiempo.

Pero no todo está perdido, porque hay una fórmula muy divertida para poner en práctica, la idea la vi en el Blog Kernel 38 - Beta 0.2 y consiste en devolverle la mano a los ejecutivos telefónicos. Los pasos son sencillos, preguntarle su nombre, la compañía par ala cual trabaja, su número de trabajador entre otros datos, hacerlos esperar con múscia de espera mientras verifican supuestamente que están correctos, simular que uno anota su solicitud, y darle un número de cliente con el cual deberán volver a llamar para saber si la solicitud fue aprobada.

Un abrazo a todos,

Daniel Alberto Silanes Puentes.


Vínculo a Blog Kernel 38 - beta 0.2


3 comentarios:

  1. hola como te comentaba a mi me llama javier miranda con su clasico "atencionnnnnnn" momento en que "cuelgo" con fuerza...

    pero ademas me llaman siempre por FUNDACION ANDES y yo debo decirles que el numero es el 2285576.. aunque ahora que recuerdo a veces me equivoco y digo 2825576... en fin .. la cosa es q en por un numero no es mi numero de telefono...

    esas son mis historias con las llamadas telefonicas..

    adios y un abrazote

    ResponderEliminar
  2. He optado por preguntarles si me llaman para ofrecerme algún servicio que tengo que pagar, porque si fuera así que no me lo ofrezcan porque de seguro no lo voy a contratar.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. jajajajaja...eso no es nada. el HDP de mi cuñado, dio mi nombre, telefono y direccion a un vendedor de servicios funerarios (Onda parque del recuerdo. el ser mas insistente que he visto en mi vida...la palabra NO, en todas su variantes, la tenia absolutamente descartada...hacia guardia frente a mi casa, iba en las tardes, la noche...decirle, no me interesa, no gracias, eran frases que rebotaban...solo una noche que me pillo con los tejos atravesados, despues de mas de 10 dias de insistencia, hizo que el acoso terminase...claro que no es la idea ir por la vida ofreciendo ensalada de combos a quien te desespera...

    yo creo que su estrategia era que sus potenciales clientes terminaban firmando por cansancio, como una manwera de no verlo mas...inclusive pense en hacerlo tambien, pero recapacite a tiempo y una buena guapeada resulto mas efectiva...

    por eso el dicho: dios te muestra la mina y el diablo te manda el cuñao...

    ResponderEliminar