jueves, 18 de enero de 2007

Mi Máxima molestia, una incómoda despedida.


Mi Máxima molestia,

una incómoda despedida.

Hace un par de años, mi otrora mejor amiga me dijo "Daniel, ¿si no eres homofóbico porqué reaccionas como tal?" y recién ahora puedo entender del todo su extraña pregunta.

Tengo amigos, amigas, conocidos y familiares gay, lesbianas o bisexuales y no me molesta compartir con ellos, no me escandalizan sus besos, sus caricias, sus comportamiento homoeróticos, ni me pone nervioso su presencia. Lo veo a tal nivel de normalidad que jamás reparo en el hecho de que dos personas del mismo sexo están juntas.

Por otro lado, tengo mi beta humorística rosa, en que me río de algunas cosas ligadas el tema de la homosexualidad, las cuales no pasan a ser más que juegos, estando muy lejos de la discriminación.

Pero hay algo que me desagrada en demasía, me incomoda en extremo, y me hace hervir la sangre, y es el travestismo estilo diva. El ver a un hombre vestido con colores vistosos, lleno de brillantes y plumas, haciendo grandes gesticulaciones con el mero fin de captar miradas, me molesta porque lo hayo burdamente patético. Y por tanto, evito vincularme a ese tipo de personas evitando herir susceptibilidades tanto propias como ajenas.

Ahora bien, no por el hecho de que me molesta su comportamiento les falto el respeto, puesto que si alguien de su género está al frente, simplemente me mantengo en silencio, bajo la mirada y el 90% de las veces, me retiro. No me nace insultarlo, golpearlos ni humillarlos, y no entiendo a quienes optan por esas vías. Reconozco que me automargino porque lo considero "tóxico".

Creo que son esas reacciones, las que tengo ante los travestis, a las que Cony se refería en esa oportunidad, y que se podrían decir que son homofóbicas, aunque en realidad creo que son meramente divofóbicas, por decirlo de alguna manera, ya que sólo se limitan a ese pequeño grupo de personas.

Por Dios que cuesta tolerar algo que nos choca, y mucho más cuando es uno el que no pone de su parte. Creo que me falta voluntad y esa es la mayor clave del problema, y soy honesto porque no quiero caer en el cinismo de fingir o construir una fachada de tolerancia que no tengo.

Saco el tema a colación, porque pensé que hoy sería un día especial. Me reuní con mis grandes amigas, y con ex-compañeros de universidad que no veía desde aproximadamente dos años, para despedir a una amiga que muy pronto irá a Estados Unidos. Reunión que estaba planificada con más de una semana de anticipación, y en la cual especifiqué que no participaría si había un travesti cerca.

¿Si ya había advertido, porqué decidí ir?, pensé que el destino había sido cambiado, pero al juntarme con mis amigas supe que nos dirigíamos al BlueBird, lugar donde trabaja su ami@ Kitsh. Mi reacción fue inmediata, si íbamos para allá, la acompañaba hasta la puerta, me despedía, y me devolvía. Ella me aseguró que su amigo, Máxima, solo pasaría a saludar y luego se iría al primer piso, y que nosotros estaríamos en el segundo, y yo el muy ingenuo le creí.

Mientras bebía un baso de Coca~Cola, y conversaba con Claudio y Anita, veo a un sujeto muy amanerado que saluda efusivamente a la homenajeada, y que promete volver vestido de rosa más tarde. A los pocos minutos vuelve vestido de rosado, con una boa de plumas que alguna vez perteneció a Verito Mc Kay, y mi incomodidad fue atroz, pero tenía que aguantar, después de todo, ambos eramos amigos de Paula, ambos queríamos despedirla como se merecía.

Verla una o dos veces era aguantable, puesto que el hombre hacía su trabajo, a él le pagaban por estar ahí, o al menos eso parecía. Pero ya no era aguantable cuando cada 5 sorbos de bebida aparecía él, haciendo chistes de si mismo. Como habrá sido mi rostro para que Anita haya recurrido a mostrarme una tarjeta con un saxofonista, con el fin de distraerme o quizás, de hacerme un test psicológico en el Pub.

Llegó un momento en que me dije "ya no más", el tema me había superado, le pasé dinero a Anita para que pagara mi consumo, me despedí de los asistentes y de la festejada, y luego pasé al lado del monumento rosa. No tenía porqué cagarle la fiestas a todos, por un conflicto interno mio, después de todo, se trataba de pasarlo bien y no de contagiar mi cara de culo, era mejor para mi evitarme la incomodidad, y era mejor para todos que mi incomodidad no incomodara a nadie.

Viendo la situación con distancia, pensando con más tranquilidad, hubo dos molestias e incomodidades que se sumaron a la presencia del travesti. Me molestó el hecho de ir casi-engañado por mi amiga, digo casi porque se puede decir que era prácticamente predecible y obvio que la mariposita andaría revoloteando, y me molestó el hecho de haber fallado en mi tolerancia.

Por un lado me reprocho por que debí ser más tolerante, aunque ese es un trabajo lento, un ejercicio que no se puede forzar y cuyo resultado es más fácil fingir que lograr cuando no se tienen ganas de superarse a si mismo respecto al tema que le choca. Digo que debí ser más tolerante, puesto que no todos los días uno acompaña a un amigo en los momentos previos a un cambio importante, en el inicio de una etapa muy positiva, y en el que necesita el cariño y la compañía de los seres que quiere. Por el otro lamento un error que habría evitado todo este lío, olvidé algo esencial en mi, mi capacidad de decir que no; digo no a lo que no me gusta, digo no a lo que no quiero, digo no a lo que no busco.

Ante mi sospecha debí decir que no, pero no lo hice, ante mi error debí ser más tolerante, pero tampoco lo fui.

19 comentarios:

  1. La verdad super entendible la situación por la que pasaste.
    Por un lado habías advertido, tú eres así, te cuesta ver ese tipo de "espectáculos". A mi también en cierto modo me choca el ver un travesti, sólo en una ocasión he estado en la presencia de uno, fue en una fiesta, no fue que fuera a verlo a él, sino que lo llevaron a la fiesta. Fue freak.

    Pero volviendo a lo tuyo, por otro lado se entiende que en casos como la despedida de una amiga igual da lata poner condiciones, uno igual intenta ceder en lo que son creencias, actitudes, prejuicios con tal de participar de la celebración de un amigo o amiga.
    Pero el problema va más allá de eso, creo que el problema es simple, porque tenía que celebrarse la fiesta allá?

    Si era tan amigo porque entonces mezclo ese amigo "loca" su trabajo con estar con tu amiga en común con él. No podía haber dejado un momento su pega, por digamos 10 o 15 minutos, compartir con ustedes todo ese momento, con un sólo traje, siendo un amigo que se despide de una amiga y punto, en vez de actuar como el showman/showwoman contratado que conoce al que esta en el local y a ratos le dedica más tiempo que a otros?

    En mi opinión, actuaste de lo más natural, yo a lo mejor no me hubiera ido (tengo n tolerancia), pero es obvio que hubiese estado no con mi mejor cara.

    Y finalmente no lo llamaría ni siquiera Divofobia, ni locafobia, porque no es que les tengas miedo, como si lo hacen algunos homofobicos con los homosexuales, que los atacan porque les tienen miedo.

    Es simplemente que no los pasas, preferirías no tener que estar en la presencia de alguien así, pero no les deseas mal, no les tienes miedo, no los atacarías.
    Divofobia no es, eso es seguro.

    Cuídate mucho daniel, y sigue siendo tal y como eres, una gran persona.

    ResponderEliminar
  2. Pabloesp: Reparaste en un punto que jamás había notado, el hecho de no tenerles miedo a los travestis. En realidad no les tengo miedo, y como dices, mi problemas es que no los pasos.

    Gracias por tu respuesta, fue bastante enriquecedora.

    Daniel Alberto Silanes Puentes sorprendido con tu reflexión.

    ResponderEliminar
  3. PabloEsp4:08 a. m.

    De nada Daniel, me alegro de haberte hecho ver otro punto que no habías pensado y que ello te haya hecho que ver que tú no estabas mal al no considerarte homofóbico.
    Después supongo le harás caer a tu amiga en esa aclaración para que se de cuenta que de ninguna forma eres homofóbico.
    Cuídate mucho y suerte hoy en "la corte"

    ResponderEliminar
  4. uy.....tema controversial, y apesar de que somos miles de millones quienes respetamos gustos o generos, siempre será valida una opinión.

    Homofobia.....se dice que la persona que tiene homofobia es mas propensa a ser homosexual, cosa que yo no se, ni se si sea cierto.

    Odiarlos?....no, para que, si los pelliscas les dolera como a ti y a mi.

    Ay quienes guardan su gusto y pensamiento, y quienes desean ser vistos por los demás......cuestión de enfoque, no todos los respetaran.

    Saludos!!

    ResponderEliminar
  5. Derek: Exactamente, no los odio ni me generan resentimientos o cosas de ese tipo, sólo me molestan e incomodan sus actitudes.

    Daniel Alberto Silanes Puentes ¿es controversial?

    ResponderEliminar
  6. complicado.... me pasa como a ti a veces, con los "personajes" porque en el fondo el no es travesti, ya que no es su ropa diaria, sino que se arregla para hacer un show....algo así como drag queen.
    Al menos entraste al local sabiendo que iba a estar, ya es un paso.
    Y los muy &%((% ni avisan que era la despedida....tendré que hablar con la festejada que tanto me dijo que me llamaría antes de irse...no importa ya arreglaré cuentas con ella jeje.

    ResponderEliminar
  7. Tu sistema de comentarios se comió mis palabras dos veces!!!

    Te doy mi opinión por msn, besotes!

    ResponderEliminar
  8. Lajose: Si, algo es algo, pero sabes, a pesar de que di el primer paso, tropecé con la misma piedra y me volkví a dar un costalazo.

    Que lata que no te hayan avisado, me muero por darte un abrazote, hace mil años que no nos vemos en persona, y sabes que te quiero harto. Pasamos de ser compañeros de curso, a amigos, y ahora ciberamigos, no es justo, jajajaja.

    Maga: Creo que eliminaré el sistema de "verificación de palabras", para así evitar entorpecimientos a los comentadores, ya que a varios se les han borrado comentarios de 3 planas, y temrina posteando reclamos de dos lineas al final.

    Espero tu opinión.

    Un abrazote a ambas,

    Daniel Alberto Silanes Puentes dio jugo hoy.

    ResponderEliminar
  9. Igual es difícil estar en esa situación.
    Es cierto que por tu amiga debiste ser mas tolerante. Tampoco podemos sobre exigirnos.
    Osea si tu sabes que no te gusta estar en presencia de ellos. Esta bien que trates de ser mas tolerante. Pero eso va naciendo poco a poco en nosotros.

    Quizás algún día puedas estar de los más bien sin la necesidad de alejarte de un travesti.
    Pero si por mientras no lo puedes hacer. No importa. Es valorable que trates de ser mas tolerante!

    Hay veces en que si cuentan las intenciones.

    Besitos!

    ResponderEliminar
  10. Dannitas: Lo que me pregunto ahora, y que es una pregunta muy válida, es detemrinar que tan dispuesto estoy preparado a cambiar mi tolerancia.

    Es algo difícil y que se logra con tiempo, pero asumo que también ayuda mucho la voluntad.

    Un abrazote,

    Daniel Alberto Silanes Puentes aún pensando.

    ResponderEliminar
  11. Lo mejo es respetar la máxima vive y deja vivir. A mi personalmente no me hace daño a la vista.

    saludos.

    ResponderEliminar
  12. Beso enorme, nene!!!GRacias por la buena onda!!
    Muaaaa

    ResponderEliminar
  13. verito_mckay3:11 p. m.

    Querido amigo:

    de todo corazón lamento el momento desagradable que te "hicimos" vivir, realmente pensé que la situación sería distinta.

    En cuanto a la tolerancia, de veras creo que si eres una persona así, solo que si algo te molesta no tienes porque ocultarlo, en todo caso, tal cual dices, nunca fuiste descortés con las personas que allí estabamos (incluido maxima), te agradezco por ello, porque sé que fue un sacrifcio para ti estar en esas condiciones y que lo hiciste por el gran cariño que le tienes a la "festejada".

    Un besito enorme, cuidate mucho y espero me vayas a visitar a la of.

    ResponderEliminar
  14. Amigo querido, uno es como es con sus creencias y tolerancias, aunque nunca pensé que Máxima se iba a quedar tanto tiempo con nosotros y que era tan amiga de la festejada … como bien dice Daddy “lo que pasó, pasó” y sobre esto no le des mas vueltas y sigue una vieja y kitsch canción que decía

    “Y soy así,
    así nací y así me moriré
    con todos mis defectos ya lo sé.
    Nunca te engañe, nunca te mentí,
    nunca lo negué”

    ”Soy así
    y se muy bien que nunca cambiare
    y acepto mi destino tal cual es
    nunca te engañe, nunca te mentí,
    nunca lo negué”

    Daniel tu eres una gran persona que tiene ciertas tolerancias y quizá la festejada debió tomarte mas en serio cuando le advertiste ;-) Nadie te puede obligar a estar frente a situaciones que son complicadas para ti, además te queremos como eres y eso es lo mas importante, con tus virtudes y defectos de la misma forma que tu nos quieres a nosotros.
    Millones de besos querido amigo =)

    ResponderEliminar
  15. Raúl Pleguezuelo: Si, en ningún caso no dejé vivir a alguien, simplemente me retiré sin molestar.

    Ese refrán es muy sabio.

    Lua: Gracias a ti por tu buena onda. Ojalá lo sigas pasando bien.

    Verito McKay: Bueno, yo también pensé que la situación era distinta, pero fue así.

    Anita: Muy buena la canción, jajajajaja. Respecto a lo de darle vueltas, el tema está ya en el pasado. Este post me sirvió de autocrítica y desahogo, y si bien no seguí actualizando mi blog, fue porque prioricé otras cosas en mi vida, no quedándome tiempo para esto.

    Un abrazote a todos,

    Daniel Alberto Silanes Puentes agradece sus sabios mensajes.

    ResponderEliminar
  16. Yo juraba que ya te habia comentado :S , parece que no se grabó :'(

    Puchis, que lata que hayas pasado ese momento desagradable, pero de todo lo malo uno siempre saca más cosas buenas, que en este caso es toda esta reflexion sobre la tolerancia, tus amigos, etc.
    Con respecto a la tolerancia no tengo mucha autoridad moral en el tema porque la mia no es mucha :P Supongo que todos tenemos cosas distintas que no logramos soportar o que nos molestan demaciado, pero que siempre debemos hacer un esfuezo y aguantarlas un poquito. En este caso creo que lo hiciste hasta que ya la situación te colmo la paciecia.
    Pero creo que lo más importante de todo es lo que decias al final, tu capacidad para decir que no. Nunca hay que olvidarla.

    Besitos, cuidate :) ... Chauuu

    ResponderEliminar
  17. Es respetable la vida de cada persona, mientras no afecte a los demas, en lo personal no me caen mal los homosexuales, travestis, lesbianas, etc, pero molesta cuando quieren meter a uno en sus asuntos.

    Saludos

    ResponderEliminar
  18. La tolerancia es buena, pero es algo mutuo, no vale echarte "por mi culpas" a solas, pues, si la gente presiona las barreras de conducta social respetuosa solo para "espantar la burgesia" o chocar, eso se hace intolerable. No porque no toleras a la persona, sino que no toleras la tonteria con que se porta en compania mixta.

    Yo no soy de ninguna forma moralista, pero no quiero saber de "cuantos orgasmos tuvo anoche" ni "cuantas minas pescaron" "ni cosas asi, que tiene que ver eso conmigo? para que me importe esa informacion? Es puro jactar y hacerse "estrella de la fiesta." Pues si la persona tiene el autoestima tan baja que tiene que hacerse idiota frente medio mundo, me inspira mas lastima que cualquier otra cosa.

    Creo que hiciste lo correcto en alejarte de la situacion, de otra forma te hubieras hundido mas en la frustracion y sentido mas alejado de tu amiga con quien te desepedias.

    "Los dos elementos mas comunes del universo son el hidrogeno y la estupidez" -Einstein

    Barbara

    ResponderEliminar
  19. ~Iterth~ Si es una lata, pero para mi esto ya quedó en el pasado, y respecto a la tolerancia seguiré trabajando en ella.

    Espero que estés disfrutando estas vacaciones.

    Ávila: En ciertos puntos somos similares entonces. Jajajaja que bueno no estar tan solo.

    votodelsilencio: Yo también creo que hice lo correcto, la idea siempre fue no insultar a nadie.

    Un abrazo a los tres, gracias,

    Daniel Alberto Silanes Puentes.

    ResponderEliminar