lunes, 25 de septiembre de 2006

Las gemelas equinoccio y su inolvidable ritual anual.


Las gemelas equinoccio

y su inolvidable ritual anual.

Salí de la estación del metro en dirección a una iglesia que jamás visité, hasta el más ateo de los testigos se dio cuenta que desvié mi rumbo a un mundo lleno de magia. Para muchos ha de sonar poco probable que alguien haya logrado dar con la esquina en que se cruzan dos calles paralelas, sin embargo, cuando se está cerca del hospital psiquiátrico todo es posible, ya que eso me ocurrió en la espectacular noche del 22 de Septiembre recién pasado.

La calle estaba solitaria, mis acompañantes no eran más que sombras, sin dudar toqué el timbre de la primera puerta que divisé, y ahí estaba una de las estrellas de la noche, Doña Verónica tan feliz y radiante como siempre. Casi instantáneamente le di en persona el "japy verdei tullú" recibiendo una carcajada como fiel agradecimiento. Me invitó a pasar y grandes personajes de ayer y de hoy ya estaban reunidos en el living de la casa; tras saludarlos uno a uno, en especial a doña Naty, segunda estrella de aquella gala, procedí a sentarme al centro de cuatro de las seis pechugas ilimitadas pertenecientes a la señorita Paula Flowers y la Leona de la Frontera. Muy pronto llegaron los demás invitados y el elenco estuvo completo dando lugar a la verdadera diversión.

El ambiente era agradable y relajado, y aquel grupo emanaba una energía positiva que se lograba respirar. Se me invitó por parte de las dueñas de casa a una grata degustación de alfajores y kuchen de nuez, mientras se daba comienzo a la tertulia con una clarificadora charla sobre lo que ha de entenderse por fiesta Kitsh, encabezada por la doctora Gumucio, dejándonos a todos francamente sorprendidos por su nivel de especialización en tan complejo tem. Pero sin duda lo que más sorprendió de aquel debate, al menos a quienes conocemos de cerca a la doctora, fue su gran capacidad de concentración a pesar de tener al frente a un rubio Conible de origen alemán, llamado Simon (intuyo que cabe dentro de la clase 4 en el libro de Peter Brown a juicio de exponente, porque de seguro pensaba que era "lejos, lejos, lejos lo mejor"). Todo con el fin de que los invitados entendieran porqué el cumpleños de las gemelas equinoccio sería un cumpleaños Kitsh.

Después vino una hermosa exposición fotográfica de las gemelas equinoccio, en donde sin duda destacó la foto titulada "recolectando la basura en mi pura sangre" la cual casi me genera un ataque de asma. Ya más repuesto de la falta de aire que me generó la exposición, se me pidió que cantara "El Chupa Chupa" a los presentes, un tema que no tiene nada de Kitsh pero mucho de Freak. Lógicamente accedí pero no canté de inmediato, no porque no quisiera sino que porque mientras el público estaba espectante, doña Natalia trataba de resolver un gran misterio, ¿donde se enchufa el micrófono cuando no hay entrada para éste?, la respuesta superó a la totalidad de los técnicos por lo que se tuvo que cantar con el micrófono sin enchufar; viva la tecnología inalámbrica forzada. Tras el impás, me preparé junto a la Leona de la Frontera, quien se encargó de la coreografía y los coros, procedimos a dar inicio a nuestro show con los primeros acordes, a los cuales le sucedieron los primeros desafinos, destrucciones musicales, olvidos de la letra, y mucho sentido del humor. Por supuesto, menos del 2% entendió la letra, pero aún así encontraron el tema bueno; ahora me explico porque a la gente le gustan las canciones en otros idiomas, ya que el efecto suele ser el mismo.

Luego vinieron grandes cantantes, es difícil recordar el orden y las canciones, pero mi mente está muy clara en cuanto a que hubo shows que me emocionaron hasta las lágrimas. Empezando por las cumpleañeras, como olvidar el genial e histriónico ruedo de Natalia, girando sensualemte mientras cantaba "viejo verde, coquetón vivarasho...", al más puro estilo reversomatic porque era un ruedo hacia la derecha y luego hacia a la izquierda; mientras todos esperaban con ansias gritar "se le para sí, se le para no, se le para el corazón al viejito". También fue espectacular la nueva sección de Verónica, "cámbiele la letra a la Rubio", creando un nuevo y emocionante tema llamado "cuando faltan las moneas".

Para mi fue una sorpresa una joven promesa del espectáculo de nombre Alonso, canta igual o peor que yo pero es todo un actor, la televisión está perdiendo un talento, sobretodo para improvisar porque sólo se sabía los estribillos de las canciones que cantaba y el resto lo chamullaba. Y bueno, el dúo Pimpinela alegró la noche.

También destacaron los variados shows de la Cony, quien con su potente voz y buena entonación, dio los gritos más fuertes de su vida cada vez que la Anita le saboteaba el espectáculo cortándole el tema o cambiándole la canción. Por lo visto la Leona no quiere competencia musical.

Otro momento inolvidable del show fue el de Paula Flowers, quien sorprendetemente cantó con más fuerza que nunca la canción "Desesperada" de Marta Sanchez, en especial porque en el muy interior de su alma nunca quizo cantar ninguno de los temas de Marta, pero fue forzada a ello y me asumo coautor de ese trato cruel, inhumano y degradante. Aunque cabe destacar que tiene una preciosa voz.

Cuando ya todos habían cantado, salvo Álvaro quien aseveró como escusa que sólo cantaría el "Pachi Pachi" de Don Francisco, se dio inicio al baile, donde se hizo un fiel recorrido desde Raffaella Carrá hasta Celia Cruz. Acá quienes se robaron la película fueron los espectaculares bailarines José y Cony con su renovada coreografía de la Macarena. En esta parte de la fiesta yo participé poco, aunque nadie puede negar que bailé, ya que le concedí una pieza a la Vero y a la Anita, y bailé "El Pirulino" al más puro estilo Pedro el Escamoso (una vez más).

Se hizo la pausa más esperada de la noche, el ritual de la torta de tres leches justo en el día en que según los científicos se produciría el equinoccio. Tras unas bellas palabras de Vale hacia sus amiguis, cantamos una desastroza versión remasterizada del "Cumpleaños Feliz", y como es tradicional en todos los cumpleaños a los que he asistido, en la parte en donde se pronuncia el nombre del festejado, festejadas en esta ocasión, cada uno dijo lo que quizo, y según lo que pude rescatar algunas de espas palabras fueron "Vero y Naty, Naty y Vero, Amiguis, Verito, y Naty" todo casi al mismo tiempo. Pero la intención es lo que cuenta, al menos todos sabían quienes estaban de cumpleaños.

Luego se pasó una nueva etapa de conversación mientras se repartía la torta, ahora más desordenada que la del inicio ya que nadie estaba sentado; lamentablemente tuve que negarme a la torta porque tengo intolerancia a la lactosa y no quería repetir malas experiencias pasadas. Mientras yo me negaba a la torta vino el momento Conible, ya que se había bajado de Internet, tras largas horas de espera, el tema que Simon quería cantar, por supuesto lo cantó en alemán y para que trataramos de entender nos explicó que se trataba de una canción en donde alguien le decía te amo a su ex tras el rompimiento. Por supuesto que nadie andaba con un diccionario de alemán en mano y entendimos poco y nada de la canción, pero el grupo cantaba bien y el tema era bueno así que le pusimos atención. Aunque algo creo que entendí de aquel tema, no por el idioma pero si por algunos signos, ya que cuando Simon cantaba cerraba los ojos y miraba hacia arriba y luego hacía gestos con las manos, señalando una distancia de 4 centímetros. Por lo que concluí, que le decía a su ex que la seguía amando, y que la razón del rompimiento era porque él la tenía chica; tesis que por cierto casi atragantó a la señorita Flowers cuando la escuchó (moraleja, nunca digan esas cosas cuando alguien come torta).

Después continuaron una serie de shows, si bien algunos eran de baile, la mayoría lo fue de karaoke; lamentablemente el Axe Mac Kay del cual tanto me habían hablado, guatió en especial con el baile de la botella, pero ánimo no faltó. De los últimos momentos del cumpleaños se pueden extraer las más bellas y divertidas imágenes, entre ellas, el show de la disputa entre Vero y Vale por el amor de Álvaro al más puro estilo de telenovela venezolana, el acierto fotográfico de Vale sobre el baile libidinoso de Vero y José, y el pre-estreno de nuevas secciones musicales para los Anita's Karaokes:

- Practiquemos para la venida de Robbie: Show de mil horas en donde seis fanáticos que rayan la papa por Robbie Williams explican todo lo que saben del cantante, lo que harían, lo que no harían, y en especial lo que que les gustaría hacer y no se atreven. Y escuchan una y otra vez los temas, aunque digan abiertamente que el tema que escuchan no les gusta.

- Dedícame esta: Dirigido por José al más puro estilo del programa "Pasiones", alguien del público canta uno o más temas musicales dedicados a alguien presente o ausente sin explicar mayormente por qué, dejando a la imaginación de los oyentes el origen y causa real de la dedicatoria.

- Normal o Light: Básicamente consiste en la misma sección anterior, pero dirigida a un público más adulto, puesto que la dedicatoria tiene un claro sentido sexual. Bajo la supervición de Anita los temas se clasifican en normales o light, dependiendo de que tan directa y sensual sea la letra.

- Canta la que te gusta: Divertido juego inventado por Vero, creadora también del juego "cámbiale la letra a la Rubio", el cual consiste en cantar la canción que más nos gusta, mientras tocan un tema nada que ver.

Fui uno de los últimos en irme, no para evitar el pelambre como lo habrían hecho muchos sino que por la buena onda. Además no tenía nada de sueño aunque ya se escuchaban los primeros sonidos de los pájaros. Llegué a mi casa a las 06:00 am gracias al gentil auspicio de José, y aunque ya era de día y necesitaba dormir por mi trastorno al sueño, no me arrepiento en lo más mínimo ya que el grupo que se formó fue de verdadera buena onda, se entregó un cariño verdadero, se respiró un buen ambiente y bastante sincero, y en ningún momento se dejó de compartir. Sin duda todo eso es impagable, mis queridas gemelas equinoccio no podían haber recibido un regalo mejor, y yo no pude haberlo pasado más bien.

3 comentarios:

  1. Daniel, como me haces reir así, hasta las lagrimas, que chistoso tu reporte y es tan cierto, lo único que me molestó fue que no nombraras el gan hit de la Leona de la Frontera o sea "Ese Hombre", también es un clásico de los karaokes!!!! bueno te perdono por esta vez....

    Que chistoso todo lo que dijiste porbre Paula Flores que casi se atora con la torta... jajajajaja!!! así que el Alemán la tenia chica jajajajajaja!!!!

    Ya Daniel bueno tu reporte como siempre no más....

    Nos vemos

    Besos

    ResponderEliminar
  2. Anónimo10:21 a. m.

    Por largos momentos me hiciste sentir integrado a la fiesta,genial relato.
    El que no ejercita su creatividad se vuelve esclavo de lo obvio.
    Saludos desde Miami.
    Gino Riveri

    ResponderEliminar
  3. Muchas gracias Gino, que rico que mis palabras logren trasmitir lo vivido.

    Un abrazo,

    Daniel Alberto Silanes Puentes se alegra.

    ResponderEliminar